ORA ET LABORA

158b6e4fd28ea0a4e3af4cb7d71fcd8dSanta Teresa advierte: “no poner vuestro fundamento solo en rezar y contemplar; porque, si no procuráis virtudes, y hay ejercicio de ellas, siempre os quedaréis enanas”.

Ser orante significa tener los pies clavados en el suelo y “los ojos fijos en Cristo”, la actitud pronta para amar y servir. Es decir: “Marta y María andan juntas”. No disociar estas dos maneras de proceder en la vida: “Entre los pucheros anda el Señor”. “Ora et labora” exhortaba san Benito.

Teresa quiere que nos parezcamos a Jesús: “Siempre os informad lo que es más perfecto”, para “imitar en algo a su Majestad”. La contemplación no es ensimismamiento, sino que “todas ocupadas en oración”, tener enérgica capacidad de vigilancia y mirada atenta para captar las necesidades y los sufrimientos de las personas. No podemos permanecer indiferentes ante el drama del sufrimiento humano. “Mientras más santas, más conversables con sus hermanas”, es decir, solidarias e interesadas por los que sufren. Desentendernos sería faltar a la esencia misma del Evangelio. “Determiné a hacer eso poquito que era en mí, que es seguir los consejos evangélicos con toda la perfección”. Ser orantes y currantes sirviendo a los demás, como lo hizo Jesús, hasta lavarnos los pies unos a otros. Vivamos, como dice la Santa: “dispuestos y determinados para todo bien”. Hacer todo con alegría, ser y estar alegres en el Señor. Fomentar una pastoral orante desde la Iglesia para el mundo. “Determinada determinación” de seguir a Jesús hasta el fin.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s