TALADRAR MUROS

muros-derribar

Cuando me hallo ante el muro impenetrable de mi ser, elevo un clamor orante: ¡Dios mío!, taladra los muros de lo imposible, para que pueda penetrar en el corazón del Amor. En este centro, puedo aprender a amar como Tú nos amas, y en ti, amar tu creación y tus criaturas. Vivir una comunión con todo. Y al fin, amarte tanto que ya no sepa más que amar. En ti, todo va de amor. Y todo momento relacional contigo es acrecentador del amor. Aprender a amar es el arte del buen vivir y gozar la relación.

Vivir escondida en ti, es abrirme a la más pura y sana relación de amor y amistad con cada persona que tengo a mi lado. En ti me siento crecer en la comunión más vinculante que jamás antes pude prever. De nuestro estarnos amando, fluye una amorosa existencia santificadora de vida. Tú en mí, me haces eterna Eucaristía, que se reparte en comunión y comunicación de vida. Mi sacerdocio es regalo tuyo y me hace realizadora de tu eterna eucaristía. Soy eucaristía ofrecida en favor de la humanidad. Somos el templo donde moras y nuestras obras son nueva creación, cuando Tú vehiculas nuestro proceder. Solo el amor es lo que te complace. Solo el amor crea la justicia y nos hace felices. Solo el amor crea la comunión. Estás en mí y me haces a tu agrado, agraciándome.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s