SENTIRES DEL ALMA XI

DSC05594

  • Nacemos con la nada a cuesta, desnudez absoluta. Cuando nos abrigan el cuerpo, comenzamos a perder la sencillez. A la vejez, desnudos otra vez y sin nada, nacemos de nuevo, caminamos hacia otra tierra y otro cielo. Ya no habrá un después. Dios es todo lo que esperamos, descansamos en Él.

  • A lo largo de la vida acumulamos cosas y cosas. Hay que vaciarse. Y ¿cuándo atreverse a comenzar? Dejamos a los demás la herencia de nuestra dejadez y pereza.
  • Vivir todo como quien escribe poesía, es buscar las mejores palabras para embellecer lo insignificante de cada día. Poner belleza a la existencia y vestirnos de alegría. Los colores dibujan sabiduría.
  • El mar se engarza con el cielo en el horizonte de fuego. Irrumpe el amanecer y todo se pone en movimiento. Orar frente a la ventana, un panorama natural amasado de manualidades, las del campo y los hogares. Mi labor comienza en esta oración. Y oro por todo lo que está afectado por el Covid. Oro el sufrimiento de la humanidad entera. Todos nos hemos escondido tras una trinchera de temor y miedo. Y oro el sufrimiento de una espera, una sanación que viene y no llega. Oro la canción y la música que me llega del viento y el silencio. La poesía describe sentimientos de alegría, de nostalgia y sabiduría. Es tan extraño lo que nos sucede. La vida es de otra manera. Nos vemos y no nos reconocemos. Vamos envueltos en un lienzo de soledad y silencio. Nos afecta la extrañeza a causa de un bozal de incomunicación. Y seguimos esperando un tiempo mejor, una nueva primavera.
  • Los conejos han poblado el campo de madrigueras. Son huidizos a la sola presencia de un inofensivo paseo. Salen a tomar el son y buscar comida. No me atrevo a moverme para no espantarlos. Dejar que la naturaleza discurra su propia autonomía en la efervescencia del aire y a su aire. Regresé con el hechizo de lo contemplado, tocada de sol y silbidos de aire.
  • Cuando oro, miro hacia dentro. Es mi tiempo de adoración. Dios me regala su tiempo. Adorando me siento adorada. Que Dios nos adora.
  • Frente al mar, surge en mí el asombro y la fascinación. Tocar el agua, pisar la arena, como momento de oración. Y camino por la playa, sin dejar huella, hacia el paraíso, hacia la eternidad.
  • El vuelo de una gaviota me recuerda que la libertad la llevo conmigo. Esta mañana, al despertar, Dios me la regalaba. Luz de un momento orante.
  • Me gusta estar sola. Y con todo, las presencias me recuerdan que Dios nos quiere en comunión y relación. Vivo en comunidad, enriquecida por todo el bien que proporciona. Y darme, es beneficiar a la comunidad.
  • Sé que los ojos están hechos para contemplar a Dios. El problema surge cuando no le se ver en los demás.
  • Me gusta salir a pasear y escuchar la voz del viento. Cuando es una brisa suave, el espíritu sale del cuerpo para danzar al compás de su música. Suena una melodía, Carta a mi madre, de Richard Clayderman.

4 respuestas a “SENTIRES DEL ALMA XI

  1. Luis Alberto de Jesús y María 25 junio, 2021 / 1:51 am

    Que bonito hermana Anna. Felicidades! la vida es un regalo pienso cada día! saludos, cada vez que voy al fondo del mar me llegan sus palabras, «privilegiados» no hay duda, agradecer, agradecer y agradecer. bon dia!

    Me gusta

    • Anna Seguí ocd 25 junio, 2021 / 12:24 pm

      Queridísimo Luis Alberto. Mi vida va hacia dentro, tú lo significas cada vez que te sumerges en el mar. Lo que yo no supe lograr, agradezco que lo disfrutes por mí. Hacia dentro es el encuentro con lo inesperado y deseado: Dios, también los hermanos. Dios y la humanidad están implicados. Mi recuerdo orante te llegue con amor y comunión.

      Me gusta

  2. Luis Alberto de Jesús y María 28 junio, 2021 / 7:27 pm

    Gracias Hna Anna. lo se y lo agradezco, hacia adentro vamos todos, cuando esta uno en mar abierto no es muy diferente la situación, las olas avientan contra el arrecife, hay que luchar contra la corriente y en oraciones dejarse llevar sin perder el horizonte y aun controlar los miedos y no se diga convivir con los demás seres, sin perder nada del vital equipo pues puede ser vital, todo esto en santa calma, pero como dice nuestra Santa Madre Teresa «la paz no la encontraremos afuera si no la encontramos primero adentro», En Santa comunión! hoy es cumpleaños del que me dio la vida y le pido sus oraciones por todo mi familia! Saludos!!

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s