SENTIRES DEL ALMA XIII

_112869287_gettyimages-1209664293

  • La situación corona virus sigue mal, sin controlar. Estamos aprendiendo a vivir de otra manera. Y no hacemos planes. Nos vienen hechos de fuera. Nos planean la vida. Suspiramos. Me alimento de oración, de trabajo y lectura, de recreo, convivencia y largos silencios vacíos de sueños. El contagio y la muerte nos toca de cerca. Un médico amigo ha muerto; una amiga enfermera se recupera; ha muerto el primo de mi cuñado y la abuela de otra amiga. Si siguiera, formaría una escalera con peldaños de desolación y pena. Un réquiem por la humanidad entera, por la que muere, por la esperanza de la que se queda.

  • Cuando leo la historia antigua la revivo, la gozo y la sufro. Lloro por un pasado que habría podido ser mejor. Más me duele y conmuevo por un presente que no logra ser mejor. Tiro con fuerza una piedra en el estanque y ya no sueño nada, las ondas del dolor se expanden, las de la esperanza me sostienen.
  • Los pájaros vuelan sin mascarilla, la amenaza es para los humanos y no aprendemos nada. Somos insensatos.
  • Aguerrida, quería derribar muros que impiden la libertad. Se levantan murallas de acero más difíciles de derribar. Veo juguetear a los niños en el parque, son felices, todavía no ven los muros ni las sombras. Soy feliz viéndolos jugar.
  • Siguen los muros sin derribar. Pero vi dos mujeres jóvenes, una blanca y una negra, se daban la mano, se besaban. Algo se ha ido liberando, algún muro va cayendo. Serán derribados muchos más. Y el amor prospera ya.
  • Las largas y serenas sentadas de los viejos en el banco del parque, son un saludo de paz. No son menester palabras. Rezan, piensan y callan. Ya no son víctimas de prisas. Serenos, esperan morir en paz. Han ganado liberta. Los observo, sentados en el banco del parque, perfumean serenidad.
  • ¿Qué somos los religiosos en esta hora de la historia? Si lográramos liberarnos de estructuras, legalismos, jerarquías, si dejáramos de creer que Dios se complace con la ofrenda de nuestros sacrificios. No somos ejemplo de nada, ni somos mejores que los demás. Nos falta normalizarnos. Sin huir del mundo, abrazarlo y amarlo, recrear la tierra, ella es nuestro hogar, jardín del amor y que mal la tratamos. Los religiosos de esta hora, reguemos el jardín y hagámoslos florecer. Formamos parte de esta humanidad, la que estamos llamados a servir y amar. La vida prospera por el amor de unos con otros, nada más. Lo importante es seguir a Jesús e imitarle.
  • Si nos comiéramos el Evangelio como alimento de vida, nacería una nueva espiritualidad, unificadora, no dominados por el poder patriarcal. Tenemos miedo a ser libres, por eso todo sigue igual, y nos da igual.

4 respuestas a “SENTIRES DEL ALMA XIII

  1. Natalia 16 julio, 2021 / 12:48 am

    Y por eso cada mañana me siento Feliz de despertar, dar gracias por un día más en el que sonreír, amar sin miedo y ser yo misma.
    Y por todas las almas que se han ido dejar el miedo atrás, conectar con la gratitud y la alegría de poder seguir viva y disfrutar de estarlo.
    Contagiar de Amor a los demás, de conciencia y hacerles llegar el mensaje que somos polvo de estrella, que somos el universo porque Dios nos hizo como él.
    Vibrando en el Amor….

    Me gusta

  2. Pili 16 julio, 2021 / 7:35 am

    La noche oscura del alma a veces atenaza, pero también nos enseña a seguir adelante,la mirada de un niño también nos dá fuerzas🙏🙏💝💝

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s